JESÚS DÍAZ

DSC_9824_editada.jpg

Director Corporativo de Tecnologías de la Información

CHRISTUS MUGUERZA

¿Cómo han logrado mantenerse a la vanguardia en procesos y tecnología?

Hay que ser estudiosos de tecnologías emergentes, sensible a los cambios de mercado, a tecnologías disruptivas, estar observantes de lo que hacen los líderes del mercado y hacer Benchmarks, así como observar a los que están en la punta de la innovación. Creo que es una combinación concreta entre saber qué hay allá afuera, sin tener miedo a probar cosas nuevas y la otra es tener un profundo conocimiento del negocio. Si no, caes en esa tentación de tratar de impulsar tecnología donde el negocio no lo necesita solo porque es una novedad. Al final del día, tienes que estudiar tu negocio y lo que existe para poder encontrar algo que haga impacto. Esa es la clave, muy sencilla, poder estar al día en términos de procesos y tecnología para generar un alto impacto y de valor para la organización.

¿Cuáles han sido los retos más grandes A los que se han enfrentado en el proceso de transformación digital?

Problemas sociales y los propios de la tecnología. En el tema del aspecto social o humano es el lidiar con múltiples procesos en una organización que tuvo la fortuna de crecer muy rápido y en el que se vuelve cada vez más necesario homologar o estandarizar los procesos. El lidiar, atender y conciliar desde el punto de vista procesal, cómo hacemos la salud y tratarlo de llevar a un mismo caso y crear, por decir un ejemplo, guías clínicas comunes a través de toda la organización. Éste ha sido quizás el reto más grande de esta organización. Todo el proceso de estandarización, que es escuchar todas las voces y llegar a consensos de cómo es la mejor manera en la que se tienen que hacer las cosas, desde el punto de vista tecnológico. Ha habido muchos retos.

Pudiera decir que la tecnología es un commodity, por lo que el tema importante es la adopción. Cómo adoptas cierta tecnología, cómo quitas esos fantasmas de, por ejemplo, el tema de la nube, donde todavía existen personas que sienten que si no tienen la información o si no tienen el control físico de los servidores, las cosas no van a funcionar. Todas las dudas que hay alrededor de la seguridad y privacidad de la información en temas de adopción de la nube, son las que de alguna manera siguen deteniéndonos a avanzar más rápido en estos nuevos caminos.

Esos son algunos de los retos, en donde al final del día la tecnología es un commodity. ¿Quieres Big Data?  ¿Quieres tecnología que pueda extraer y exportar información prácticamente de cualquier fuente estructural?, existe. ¿Quieres hacer inteligencia artificial a través de Machine Learning?, ya hay algoritmos, ya hay máquinas. Aquí el tema es de oportunidad de conveniencia, ¿estás en ese momento? ¿sí o no? Volvemos al tema, es conocer tu negocio y saber en qué momento usar la tecnología. Ese es el verdadero reto de la gente que tiene que estar tomando este tipo de decisiones.

El sector de la salud, en términos de adopción de tecnología, está sensiblemente por debajo del banquero o el retail. Por ejemplo, en el retail, ahora ves a Walmart poniendo los estándares en los anaqueles según como compra el consumidor, mientras en el tema de la banca, todo lo que hace Fintech, que es la banca en línea, en donde cada vez necesitas ir menos al banco, ya todo son transferencias desde tu computadora o dispositivo móvil. A la hora que tú ves ese nivel de adopción y esa oferta que hay en términos de posibilidades tecnológicas en esas industrias, si lo comparas con la salud, estamos lejísimos. Insisto, no es un tema de Christus Muguerza, es del mundo en general.

Son pioneros en muchos temas, ¿hacerlo significa unirte con los equipos o hacer alianzas con las personas indicadas para lograrlos?

Claro, nuestros proyectos de transformación digital nos están ayudando a hacer mejor salud y de una manera más eficiente, son proyectos que tienen que ver con conocer mejor a nuestros clientes, médicos, pacientes y aseguradoras. Así mismo, logramos un uso más eficiente del talento humano, desde comprar mejor, hasta administrar los materiales y medicamentos de mejor manera y con los más altos estándares tecnológicos, de calidad y seguridad del paciente, apoyados en tecnología como expedientes electrónicos.

En todo esto que hemos hecho, hemos sido muy escrupulosos en solamente buscar los mejores socios de negocio para lograrlo. Hemos invertido mucho tiempo y suficientes recursos en asegurarnos que los socios de negocio o las empresas con las que estamos trabajando son las adecuadas y las mejores en su clase y que estén disponibles en nuestro país.

Por otro lado, tenemos todo el tema de innovación, es jugar a cómo, a pensar que nosotros podemos transformar la manera en cómo se va a hacer la salud en un futuro y eso no es solo ser más eficientes, sino más enfocados a las cosas que hacemos hoy en día. ¿Cómo podría hacerle para cambiar la manera que se ha venido haciendo la medicina hasta el día de hoy?, ¿por dónde empezaría?

Ahorita estamos hablando de un futuro en el que queremos decir cómo puedo hacer que el paciente sufra menos, cómo podemos hacer que tenga salud más expedita a menor costo, en su casa, sin estar dudando si la persona con la que está interactuando es la correcta o no. Ahí es donde necesitamos mucha gente que piense como nosotros, fuera de la caja y nos referimos a toda esa comunidad que está allá afuera con un chip nuevo, con una manera muy fácil y práctica de resolver las cosas. Por lo tanto, te unes a esa comunidad de innovadores, con la academia y traes una serie de expertos en el tema a la mesa junto con la gente que trabaja con nosotros. Puedes hacer un cambio bastante atractivo, que es lo que estamos haciendo a través de nuestro Centro de Innovación POLARIS en donde la regla es que no hay reglas. Se puede pensar en cualquier cosa, siempre y cuando vaya alienada a transformar la salud para hacer un entorno más seguro para el paciente. Es bastante divertido lo que estamos haciendo.

¿Cómo inspiran y motivan al equipo para estar constantemente innovando?

Haciéndolos partícipes de todas las ideas que tenemos. A la hora que tu abres esto e involucras a la gente vendiéndoles la visión, haces un circulo virtuoso. En nuestro caso, rápidamente unimos a nuestras áreas de negocios, las médicas, de seguridad, al Director General y al consejo. Creo que la manera en que puedes hacer este tipo de funciones es volviéndolos lo más partícipes y colaborativos posible, con un mensaje en donde los motives a darse tiempo de pensar en cosas diferentes. En mi opinión, son estos dos ingredientes clave para que esto funcione y por supuesto, predicar con el ejemplo. Ser alguien que arriesga, que se la juega y que no le da miedo fallar, porque en este tema de la innovación va a funcionar una por cada 100 intentos que hagas, por ello es necesario intentar, arriesgar y darte permiso.

Felicidades por el segundo reconocimiento de HITEC como uno de los 50 líderes hispanos más influyentes de la Tecnología de la Información en América Latina. ¿Qué significado tiene este reconocimiento para ti y para CHRISTUS MUGUERZA?

Es un reconocimiento muy grande para el lugar donde yo trabajo, porque finalmente, aunque muchas veces pareciera que es la persona la que es reconocida, en realidad es el entorno el que le permite brillar, crecer y mostrar sus capacidades. Si yo no estuviera en un lugar como en el que estoy ahorita, no me quedaría la menor duda de que no tendría la posibilidad de tener este tipo de exposición en el exterior. Y a título personal, es una satisfacción; te mentiría al decirte que no. La satisfacción más grande que me da a mí es el que las personas muy cercanas a mí, que son básicamente mi esposa, mis hijos y gente que genuinamente me quiere, familiares y amigos, me vean como alguien valioso y que se sientan orgullosos de mí. Particularmente, poderle ver la cara a mis hijas y que me digan: “Oye papá, que padre reconocimiento te dieron”, eso significa.