CARLOS BREMER - VISIÓN, LIDERAZGO Y UN GRAN LEGADO

Captura de pantalla 2019-04-26 a la(s) 10.15.15.png

Además de ser un gran visionario para el mundo de los negocios, podemos describir a Carlos Bremer como un verdadero filántropo que se ha destacado por su labor altruista. Tuvimos la oportunidad de platicar con él y fue fácil identificar que una de sus grandes pasiones es trabajar en equipo para apoyar a las personas de su comunidad y país. En los últimos años, Carlos se ha involucrado en diferentes iniciativas para contribuir en distintos ámbitos, como el deportivo y el ecosistema emprendedor.

Carlos Bremer es Presidente y Director General de Value Grupo Financiero, empresa que tiene como visión proporcionar servicios financieros de alta calidad, consistencia y rentabilidad; manteniendo un ambiente laboral de honestidad, colaboración y tecnología vanguardista que garantiza la seguridad a todos sus clientes. 

Este empresario regiomontano es, sin duda, un claro ejemplo de cómo el trabajo constante, con el apoyo de un gran equipo, y el deseo de  generar un impacto positivo en nuestro país, es un camino seguro al éxito. 

¿CÓMO HA EVOLUCIONADO TU CARRERA EN EL MUNDO FINANCIERO?

Empezamos desde abajo, manejando el dinero de algunas familias cuando apenas tenía 14 años. Hemos evolucionado hasta que, con algunos inversionistas, adquirimos un grupo que se llamaba Fina Value, que después, en 1993,  se convertiría en lo que ahora se conoce como Grupo Value. Desde entonces y con los años, el Grupo ha ido evolucionando y ahora lo compartimos con nuestras familias más cercanas.

PLATÍCANOS QUÉ PERFIL SE NECESITA PARA SER PARTE DEL EQUIPO DE VALUE.

Primero que sea gente noble, segundo que tenga valores y tercero que sepan trabajar en un ambiente familiar como el que tenemos aquí.

También, deben de ser personas que no sean envidiosas, ni que se preocupen por lo que hacen los demás, sino más bien, que pongan su granito de arena para que el Grupo cada día sea más fuerte y valioso; y a su vez ellos sean más valiosos para la empresa.

¿CÓMO DESPERTÓ TU INTERÉS POR LA FILANTROPÍA?

Desde muy chico pude ver cómo mis familiares se preocupaban por los demás. Tenía a mi mamá que era bondadosa con mucha gente y mi papá tenía una tienda de deportes que le hacía los uniformes deportivos a muchísimos equipos de la ciudad y no le cobraba más que al 10%, solo a aquellos que tenían el dinero para pagarlos. Yo no entendía bien porqué lo hacían, pero entre más lo veía, más fui entendiendo y siempre he vivido con el deseo de seguir su ejemplo y apoyar a los demás.

¿CUÁL ES LA RAZÓN PRINCIPAL POR LA CUAL APOYAS A EMPRENDEDORES?

Antes de entrar al negocio financiero, fui emprendedor. A los 13 años compraba y vendía calculadoras. Hubo gente que me apoyó y eso siempre se me quedó muy grabado. Después, de joven, empecé a comprar y vender artículos de promoción para las empresas. Muchos señores me apoyaron y eso a mi me dejó la responsabilidad de apoyar a otros. Esa es la razón principal por la que yo apoyo a emprendedores.

¿CÓMO IDENTIFICAS A LOS EMPRENDIMIENTOS CON GRAN POTENCIAL?

He aprendido de gente que ha sido ejemplo para mí y que me han enseñado de negocios. Esas enseñanzas las trato de poner en práctica para detectar gente buena, enfocada en lo que quiere hacer, que le entienda a su producto y cómo tiene que ofrecer un beneficio diferente a los consumidores, algo que todavía no existe en el mercado. Además, deben de tener valores y ser buenos socios;  ellos son a los que a mi me enorgullece apoyar.

De todos tus logros, ¿cuál es el que más te enorgullece?

Mi familia y el hecho de que me apoya para yo poder seguir apoyando a otros. Por otro lado, en lo profesional, siento que tengo al mejor equipo de trabajo; gente de la cual estoy muy orgulloso. Es un equipo que tiene mucha versatilidad, que me ayuda hacer filantropías y son personas que dan hasta su último esfuerzo por el bien del Grupo y de las causas que nosotros apoyamos.

De tus fracasos, ¿cuál te ha dejado un mayor aprendizaje?

Tuve uno desde muy pequeño. Después de mis primeros emprendimientos, comprando y vendiendo calculadoras y otros artículos, me fue bien y logré juntar un pequeño capital. Todo ese dinero lo arriesgué en lo que yo veía como el mejor negocio del mundo, lo tenía planeado desde que era un niño: un negocio de videogames. En Estados Unidos era un auge, lo estudié por cinco años y a los 14 años, todo lo que había ganado lo invertí y no tuve éxito. Porque aunque estaba bien localizado, no vi todos los escenarios y uno era que, aunque había seis colegios rodeando los videogames que puse, eran muchachos que no tenían dinero. Entonces ese fracaso lo traté de transformar a éxito donando los videogames a los niños, así por lo menos le saqué jugo haciéndolos felices, eso me trajo buenas vibras.

¿Qué reto persigue actualmente Carlos?

Me siento bendecido porque tengo mucha suerte, tengo al mejor equipo y apoyo a deportistas que han logrado algo increíble. Te puedo decir que actualmente el equipo de básquetbol de México que apoyamos, es el campeón del país. El equipo de beísbol, hay dos ligas: la liga mexicana y la del pacífico, el equipo que apoyo en la liga mexicana, es el campeón de la liga mexicana y al que apoyo en la del pacífico, es el campeón del pacífico. Todo es demasiado perfecto y estoy agradecido por eso, también me siento con mucha responsabilidad de seguir apoyando a otros deportistas que no tienen apoyo pero que tienen talento, así como seguir apoyando emprendedores de mi ciudad y país.

¿Qué es lo que más disfrutas hacer en tus tiempos libres?

Me gusta platicar con mis amigos y también me gusta mucho ir a los eventos de los deportistas a los que apoyo. Me gusta estar ahí con ellos, no solamente ser un patrocinador sino vivir con ellos el triunfo y la derrota; siempre estoy cerca de mis deportistas. Empecé con 14 y hemos llegado a tener más de 60. Desde deportistas que están empezando,  otros que han madurado y han tenido éxitos, hasta los que son un éxito total, como Canelo Álvarez, el mejor boxeador del mundo, o Gaby López, campeona de golf, quien le ganó a las asiáticas en China. Todos ellos nos han dado muchos éxitos.

¿Qué legado le dejarás a tu país?

Nunca darse por vencido y siempre tratar de unir esfuerzos para que exista apoyo para los demás. Liderar a los empresarios para lograr cosas buenas, que muchos de ellos me tienen confianza y eso es lo que le ha dado el éxito a muchos proyectos en mi vida. Es decir, no solamente soy yo, son las personas que están detrás y junto a mí. Mucho se lo debo a mi equipo de trabajo y a los otros empresarios que me apoyan; ellos también son los que han estado ahí conmigo. Yo no trabajo solo, yo trabajo en equipo junto con otros empresarios.

¿Cuál sería el mejor consejo que le compartirías a un emprendedor?

Primero que le tenga fe a México, el país tiene mucho potencial. Te puedo decir que Shark Tank, el proyecto de emprendedores, busca apoyar a todas estas personas en muchos países del mundo. En México, más del 50% de los que participan tienen éxito, mientras que en otros países, en promedio, solamente el 10% de los emprendedores logra llevar a cabo su proyecto.


” Primero, les aconsejaría que tengan esperanza, que mucho se puede lograr; segundo, que si logran ser exitosos, que generen mucho empleo para que nuestro país sea mejor; y tercero, que nunca se den por vencidos, que mantengan su enfoque, que sean apasionados, que tengan buenos socios y se junten con la gente correcta”.